Lilia Arellano

Switch to desktop Register Login

16 Sep

EN PASTA DE CONCHOS, JUSTOS POR PECADORES

Valora este artículo
(0 votos)

 

 

 

 

EL CASTILLO

 

 

 

¿Por qué después de tantos años es el gobierno quien debe pagar las indemnizaciones a las familias cuyos integrantes trabajaban en la mina Pasta de Conchos y fueron víctimas de un derrumbe-explosión en donde quedaron sepultados? Una historia con olor no solamente a tragedia sino a una gran corrupción tuvo lugar a las 2:30 de la tarde de un inolvidable 19 de febrero del 2006. Los túneles de la mina de carbón colapsaron y 65 mineros quedaron atrapados. La concesión está en manos de la empresa más grande en ese ramo, Grupo México, cuyo propietario Germán Larrea se dio el lujo de tener como vocero de la explosión, como su representante y abogado defensor al titular del Trabajo en ese tiempo, Francisco Javier Salazar. En tanto se recibían reportes sobre la profundidad –la empresa señalaba 150 metros y el Sindicato 490 metros- en la que se encontraban los trabajadores quienes, semanas antes habían iniciado una huelga reclamando no solamente mejores salarios sino la implementación de las medidas de protección tanto personales como en las áreas de trabajo e inclusive reportaron un fuerte olor a gas, fueron rescatados dos mineros con vida: Felipe de Jesús Torres Reyna y José Manuel Peña Saucedo. Hicieron largos, larguísimos encuentros con los familiares a quienes les ofrecieron seguir trabajando hasta encontrar los cuerpos faltantes pero, todo quedó suspendido y los ofrecimientos sobre indemnizaciones y becas a los huérfanos ofrecidas por GM y avaladas por Salazar, quedaron en el olvido.

 

Lo inmediato fueron los trámites y acciones emprendidas por Germán Larrea y el Grupo México realizados apenas lograron acallar los reclamos a nivel nacional al darse a conocer las condiciones de inseguridad con que operaba la mina de carbón perteneciente a la empresa más grande del país en el ramo y la quinta a nivel mundial en extracción de cobre. Fue así que lograron verse altamente beneficiados económicamente por la explosión al cambiarse la ley de explotación del metano, que impedía a las mineras el usufructo de este gas producido naturalmente en la explotación de minas de carbón. Esto apoyaba las acusaciones de negligencia que en distintos momentos enfrentó la compañía y el propio Germán Larrea, por no dar solución a las comprobadas notificaciones y alertas de seguridad entregadas a los administradores de la mina con semanas de anterioridad a la tragedia; estas notificaciones señalaban la alta concentración de gas metano en la mina, muy por arriba de lo establecido legalmente.

 

En el 2018 no fueron pocos los enfrentamientos entre López Obrador, candidato a la presidencia y Germán Larrea. El empresario envió cartas a sus 50 mil trabajadores conminándolos a no dejarse convencer por el populismo. Subliminalmente pedía no votar por el tabasqueño y aclaraba su empresa no era corrupta, y sus concesiones no eran producto del compadrazgo. El tabasqueño respondió: entiendo que Larrea no quiera el cambio porque le ha ido muy bien, esta en la lista de los hombres más ricos del mundo, ha sido de los empresarios predilectos de todo el periodo neoliberal, ha sido un buen traficante de influencias. Los últimos días de abril, López Obrador anunció se iniciarían trámites para lograr la recuperación de los cuerpos de los mineros. El primer día de mayo, German Larrea le envío una carta en la cual ofrece todo el apoyo técnico y los estudios y reportes de trabajo llevados a cabo durante 19 meses, pero no habla de costos ni de aportaciones económicas para emprender de nuevo la labor. Sobra decir no se entregaron las indemnizaciones prometidas y nada se hizo ni por parte del gobierno ni de la empresa por los huérfanos.

 

La semana anterior se reunió Luis María Alcalde, titular de la STPS con el Ejecutivo Federal y acordaron se le entregue a cada una de las familias de los 65 mineros un pago de 3 millones 700 mil pesos. La decisión fue anunciada por el propio tabasqueño al término de su reunión en Palacio Nacional. Ahí mismo ofreció, de nueva cuenta, rescatar los cuerpos. Después de recordar los hechos y conocer los últimos acuerdos surgen preguntas: ¿cuándo se reconcilió AMLO con Larrea al grado de solventar gastos y paga que son de total obligación de Minera México? ¿Es tan alto el grado de influencia del senador canadiense-mexicano Napoleón Gómez Urrutia? O ¿todo es cuestión de convertirse en socio? ¿Cuándo cerraron jurídicamente el expediente? La ventaja es que ya no hay impunidad.

Lilia Arellano

Lilia Arellano

 

PREMIOS 

12 marzo 2015.- El Club de Periodistas de México en su edición 44 hizo entrega de diversos reconocimientos a la trayectoria y el compromiso social de periodistas de todo el país.  Recibe el Premio Nacional de Periodismo por los programas de televisión y la medalla José Mujica.

 

23 marzo 2018 se lleva a cabo el Certamen Nacional e Internacional de Periodismo. En este evento fue reconocido con el Premio Nacional de Periodismo el Programa de Radio Estado de los ESTADOS que conduce Lilia Arellano junto a Francisco Rodríguez, Abelardo Martin y Claudia Rodríguez.

 

 

 

Contactame: info@liliaarellano.com 

Sitio Web: liliaarellano.com/

Web desarrollada por HunabKu Team.

Top Desktop version